Oportunidades en inversiones inmobiliarias extranjeras: una opción que recobra fuerza

La visión de los desarrolladores sobre negocios en ladrillos. Las opciones en Paraguay, Estados Unidos y Venezuela.

     Comentarios
     Comentarios

En un contexto de mercados inflacionarios e incertidumbre, el sector inmobiliario vuelve a tomar fuerza y protagonismo al comportarse a la vez como reserva y multiplicador de valor, ya que resguarda, capitaliza y ofrece rentabilidad. Las inversiones en el desarrollo inmobiliario extranjero son "lo que brilla", en palabras de Damián Tabakman, presidente de la Cámara Empresaria de Desarrolladores Urbanos (Cedu). 

En el marco de las jornadas Expo Inversiones 2019 Rosario, diferentes desarrolladores dieron su visión sobre la posibilidad de invertir en el mercado inmobiliario, así como las oportunidades que trae el extranjero: Paraguay, Estados Unidos y Venezuela.

Las propuestas que se presentaron estuvieron a cargo de Andrés Goldemberg, Pablo Gampel y Gabriel Battioni.

Battioni expuso sobre las inversiones inmobiliarias en el país vecino de Paraguay. Refirió que se trata de un país “muy estable y prolijo”, ya que buscan una “austeridad fiscal” y hay leyes nacionales que promueven la industria. Mencionó como ejemplo la Ley Maquila cuyo objetivo es el desarrollo industrial, la creación de empleo y el incremento de las exportaciones. En palabras de Battioni es una ley que “fabrica clase media”.

Como ejemplo de estabilidad, mencionó que en el 2012 en Paraguay un dólar valía 5.800 guaraníes y actualmente vale 6.100.

“En Paraguay hay mucha presión gubernamental y de desarrolladores por tratar de que se consolide un sistema hipotecario amplio, sustentable y financiable”, explicó el especialista y aclaró que “tienen potencialidad para hacerlo porque hay capital y no hay inflación”.

Según el informe de Infocasas (una empresa paraguaya similar a Zonaprop) se percibe un incremento muy notable del interés por parte de los argentinos para invertir en Asunción en un contexto de incertidumbre. Alcanzó un 175% mayor demanda de click de argentinos luego de las PASO.

“Leen perfectamente nuestra realidad y nos están esperando”, afirmó Battioni.

Según Battioni, se puede comprar entre 1.200 y 1.300 dólares el m2 en un barrio residencial dentro de la capital y tener una expectativa de renta de un 7 y un 9%. Por 1.700 o 1.800 dólares el m2 se pueden comprar productos de gama media alta.

Gampel expuso sobre las inversiones en Estados Unidos, puntualmente en Miami, que del 2008 al 2014 atravesó un “boom de ventas”. Presentó el caso de un producto turístico como Nativo (que pertenece a Airbnb), donde la empresa se metió de manera muy rápida en Estados Unidos y ya cuenta con su regulación propia de renta temporal en Miami. Actualmente se encuentran lanzando 600 unidades en lo que será el “Miami World Center”.

“Hay una oferta siempre aggiornada a las novedades. Miami incorporó una oferta de arte y museos además de centros y playas y tiene crecimiento fiscal”, aseguró Gampel y agregó: “La hace atractiva para el resguardo del dinero”.

Según Gampel la renta temporal da un 7 u 8% más que la renta tradicional con productos de alta ocupación por la zona. Las unidades se entregan terminadas.

Asimismo, ofreció distintos tipos de financiamiento con entregas de hasta el 50%, pero al cierre se puede conseguir más (hasta un 75%). La tasa, según Gampel, está en un 3 o 4% a 30 años. En Miami los requisitos son mínimos y no hay auditoría de ingresos.  

Por su parte, Goldemberg analizó acerca de la posibilidad de invertir en “mercados en zona de conversión” y mencionó como ejemplos a Venezuela y Detroit (EE.UU.).

En el caso de la ciudad estadounidense, se trata de una localidad que “ya tocó fondo”: la bancarrota más profunda que ha vivido una ciudad de los Estados Unidos. A nivel hipotecario significa que “más abajo no van a ir”. Desde el 2013, se encuentra realizando reconversiones para apuntalar la industria y es hoy una de las ciudades que más crece en el país del norte.

Se pueden encontrar casas remodeladas y alquiladas, con una renta alrededor del 10% neto anual en dólares, y se compran al precio de 60 mil dólares, un monto que viene subiendo año a año, pero que según el especialista todavía se mantiene en niveles de oportunidad.

Según Goldemberg las operaciones pueden hacerse a través de un contrato electrónico y mediante operaciones de giro. No hace falta siquiera tener una cuenta bancaria en Estados Unidos, aunque recomienda tener alguna empresa que haga la gestión como vehículo.

En Detroit todavía no hay hipotecas porque se encuentra en un proceso de “calificación”, en proceso de considerarse una ciudad “con grado de inversiones”.

“En un tiempo los precios van a subir muchísimo, por eso es momento de entrar”, aseguró. Sostuvo que el PBI en Detroit en 6 años creció un 60%, mientras que en comparación en Estados Unidos creció un 23%.

“Cuando hay conflictos de inversión, invertir afuera no conspira contra el mercado local”, sostuvo Goldemberg.

En el caso de Venezuela, el asesor comentó que el país ofrece una oportunidad “única de inversión en el continente” y recomendó la inversión en oficinas de lujo. Las oficinas triple A costaban hace 5 años 6.000 dólares el m2 y ahora se consiguen en 1.000 dólares por m2.

“Son oficinas y no casas porque debido a la migración consideramos que va a ser más difícil recuperar el activo residencial”, explicó y agregó que “hay muchos fondos de inversión que buscan recuperar al país”.

Goldemberg, oriundo de Venezuela, explicó que el PBI en el país se contrajo un 76%. A su vez, que el 98% de la riqueza es de origen estatal y que la comunidad internacional reconoció a Juan Guaidó como presidente constitucional del país. Asimismo, resaltó la asfixia económica en todos los frentes y recomendó, ante un mercado golpeado, comprar activos de lujo porque es lo primero que se recupera, como oficinas.

Comentarios